Cuando era adolescente, junto con un gran número de jóvenes de nuestra iglesia, hice un largo viaje por carretera por la costa de Nueva Gales del Sur hasta Queensland en Australia.

Era pleno verano y hacía calor, por lo que decidimos de forma bastante ilógica hacer una carrera de 10 km en la carretera. Supongo que éramos jóvenes e indestructibles.

Correr nunca fue mi mayor talento, y eso es quedarse corto. Aunque podía trotar lentamente para siempre, no podía correr rápido. Por eso, a los 10 minutos de carrera, no solo todos me habían pasado, sino que ya no podía ver a nadie más adelante en la distancia. La docena de corredores más o menos me habían dejado por muerto.

Simplemente seguí adelante. Fue una carrera muy solitaria. Todo lo que tenía que mirar era el asfalto de la carretera debajo de mí, el verde de los árboles a mi lado y el cielo azul y el sol abrasador arriba.  

Y luego, unos kilómetros antes del final, vi un corredor más adelante en la distancia y, a medida que pasaba el tiempo, lo alcancé más y más. A medida que me acercaba pude ver que él era uno de mi círculo de amigos a quien consideraba mucho mejor físicamente y más fuerte que yo.

Mientras me detuve al lado, charlamos y descubrí que realmente estaba luchando. No creía que pudiera terminar. Corrí a su lado y lo animé hasta que el final de la carrera estuvo a la vista.

Dejé que terminara antes que yo. Después de todo, no era como si fuera a ganar. Pero me sentí como un ganador. En este caso, ¡quizás el ganador realmente fue el último!

No es cierto en los sistemas de este mundo, en el que las definiciones siempre deben ser lo primero.

La noción de Charles Darwin de la «supervivencia del más apto» resume la idea de que los ganadores son los «más aptos», es decir, los más inteligentes, los más fuertes, los más despiadados y los más brutales. Esencialmente, los ganadores son simplemente aquellos que ganan, por cualquier medio.

Jesús ya ha corrido. Ya ha ganado.

En nuestra sociedad actual, podemos ver a los ganadores definidos como aquellos que ganan más dinero, tienen la mayor cantidad de seguidores en las redes sociales, tienen la ventaja en las relaciones o aquellos que ganan en la política o en los tribunales de justicia. Los ganadores son simplemente aquellos que vienen primero, y todos los demás son perdedores.

Pero es diferente en el reino de Dios. Jesus dijo,

… Muchos de los primeros serán los últimos, y muchos de los últimos serán los primeros  (Mateo 19:30; Ver también Mateo 20:16).

Cuando estás viviendo los principios del reino de Cristo: los principios del amor, la bondad, la integridad, la compasión y la misericordia, el mundo te hará sentir como si fueras el “último”, un perdedor. Eso es porque estás operando con principios que, en lugar de recompensar, los sistemas de este mundo castigan activamente.

Como dice el apóstol, la vida cristiana es una carrera (1 Cor 9: 2-27). Tienes que concentrarte en la línea de meta (Fil. 3: 13-14) y no en la multitud que te rodea, que a menudo te abuchea y trata de desanimarte.

Y mantén tus ojos en Jesús, el autor y consumador de nuestra fe (Hebreos 12: 2). Ya ha corrido. Él ya ganó, y como él ganó, tú también serás un ganador, compartiendo su victoria, incluso si eres el último.

– Eliezer González


Red Buenas Noticias Ilimitadas

Visión

Ser el ministerio líder en la formación de líderes de Comunicación de las Buenas Noticias Ilimitadas en las iglesias evangélicas del Paraguay y en Latinoamérica.

Misión

Desarrollar e implementar capacitaciones y materiales innovadores para que cristianos comprendan el sentido, vivan y compartan con sus iglesias y comunidades las Buenas Noticias Ilimitadas de Jesucristo (Comunicación Interna y externa).

¿Quiénes somos y qué hacemos?

Somos un ministerio de capacitación y formación de equipos de comunicadores con un enfoque Cristocéntrico proveyendo herramientas para que cada cristiano utilice diversas formas de comunicar a Jesucristo de todas las maneras posibles.

Proveemos de conocimientos básicos para el inicio y desarrollo de departamentos competentes con personas capaces de lograr una comunicación basada en principios bíblicos Cristocéntricos, para una eficiente interactividad entre las personas, miembros y no miembros de iglesias, con un lenguaje comprensible y transformador.

Red Buenas Noticias Ilimitadas existe para servir la causa del Evangelio de nuestro Señor.

Somos un ministerio interdenominacional, independiente y sin fines de lucro.

Red BUENAS NOTICIAS ILIMITADAS

https://redbnil.wordpress.com/


¡Pásalo!

#redBnil #PyTheos #wsparaguay

#DesmondFord #DesFord #EliezerGonzalez

#Evangelio #ZoonIn #BuenasNoticiasIlimitadas #BuenasNoticias

Principales Links:

Red de Buenas Noticias Ilimitadas

https://redbnil.wordpress.com/

Revista Zoom In: El evangelio visto de cerca

https://redbnil2.wordpress.com/

Dr. Desmond Ford en español

https://redbnil4.wordpress.com/

Café y mucha Fe

https://redbnil5.wordpress.com/

Comunicación y periodismo

https://redbnil6.wordpress.com/

El camino a Cristo – Libres del Séptimo Día

https://redbnil7.wordpress.com/

De Asunción a Sapucai: Biblia, lepra y libertad

https://redbnil8.wordpress.com/

Tereré y mucha Fe

https://redbnil10.wordpress.com/

Manual de Comunicación para la iglesia local

https://redbnil12.wordpress.com/

Coordinador de Red Buenas Noticias Ilimitadas

Lic. Wolfgang A. Streich – @wsparaguay

https://wsparaguay.wordpress.com/

Ruth de Streich

https://rsparaguay.wordpress.com/

Contacto:

redBnil@gmail.com

Tel. + 595 971 316 800