✅👉 Mi gracia te basta, porque mi poder se perfecciona en la debilidad  (2 Corintios 12. 9). #redBnil

Cuando los amigos de Daniel estaban en el horno muy ardiente, sus enemigos pensaron que iban a ser reducidos a cenizas. Entonces vieron a Dios caminando con ellos.

El rey se sorprendió:

«¡Miren!» él respondió: “Veo cuatro hombres sueltos, caminando en medio del fuego; y no sufren daño, y la forma del cuarto es semejante al Hijo de Dios” (Daniel 3.25).

Lo único que los tres hebreos dignos perdieron en el horno de fuego fueron sus ataduras. Fueron quemadas, dejando a los tres fieles en perfecta libertad.

Dios está con nosotros en nuestros hornos de fuego. No tenemos que soportar nada solos. Por eso Pablo pudo decir:

Por tanto, de buena gana me gloriaré de mis debilidades, para que el poder de Cristo descanse sobre mí (2 Corintios 12. 9).

Eso no es fácil de hacer. Odio las debilidades; Las detesto. Pero Dios lo sabe mejor. Él dice: «Debes aprender que la fuerza no tiene nada que ver contigo, ¡es mía!»

El registro en Corintios es muy claro. El Señor le dice a Pablo: “No voy a quitar tus debilidades, Pablo. Mi gracia es suficiente para ti”.

– Desmond Ford

Reflexión: Es posible que estés en un horno ardiente de prueba y tribulación en este momento. ¿Estás consciente de que Dios está ahí contigo? Y si eso es cierto, ¡qué maravillosa oportunidad tienes para conversar con él y acercarte más a él! Deberías considerar aumentar el tiempo que dedicas a la oración y la meditación sobre las Escrituras que hablan de la Gracia de Dios.


Red BUENAS NOTICIAS ILIMITADAS – La Noticia viaja rápidamente – Comparte la noticia #redBnil